"Quien quiera cambiar el mundo debe empezar por cambiarse a si mismo" - Socrates -

Share on facebook
Share on google
Share on twitter

El trauma

Las fechas como armas de destrucción masiva

Veinte de agosto, el día que arrojé mi alma perdida al mar. Bien podría ser el dieciocho de octubre, el quince de enero, el diez de octubre, el veintiocho de noviembre, el veintidós de julio, el seis de abril, el diecisiete de agosto… y así una retahíla de días.

Tengo en mi poder el arma arrojadiza de grabar a fuego ciertas fechas del calendario, a veces de forma selectiva pero otras cuantas de manera involuntaria que empiezan a formar parte de mis archivos memoriales imprescindibles. No siempre son buenos acontecimientos los que se quedan grabados pero en su mayoría son días que generan de uno u otro modo felicidad.

El veinte de agosto de un año atrás empezaba un sueño en una ciudad Santa. Un sueño tiene derecho a grabar a dolor una fecha? Si, claro y también a generar un trauma. Con sus heridas y cicatrices, con todo su sentido emocional.

Todas y cada una de ellas llevan momentos , escenas únicas e irrepetibles con una dosis de nostalgia que a cada una le aplico la chispa adecuada. No soy muy amigo de la reiterada visión trasera, la nostalgia es la medicina de los perdedores pero contradictoriamente me gusta en cada fecha señalada echar un ojo en forma de dardo para dar en la diana correcta de la felicidad y que ese recuerdo sea vitamina, no analgésico, para cada día que nos queda por vivir. Me gusta echar una sonrisa en cada casilla del calendario señalada para agradecer, para decir te quiero o para sentir ese aliento necesario.

Dejemos que el calendario siga generando traumas.

Canción para hoy: «Bill Murray», Izal

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

No hay que quedarse indiferente ante todo lo que nos sucede y por eso siempre hay que posicionarse

Todos los artículos escritos por @elambulante. Diseño y Realización hecho por @elambulante

Creado bajo la plantilla Generate Press y el plugin Elementor