Algo gordo tengo entre pensamientos. Cómplice de mis traiciones… despues de estar cansado y fustrado de conocer chicas tan bellas y tan indiferentes algo entre el cerebro y el corazón. Por ahora un poco de pausa, un ralentí voluntario, un exilio del exceso, una ilusionante etapa… mis amigos de Naïf me van a contagiar las ganas de girar, (algún día mis letras tendrán música propia), vuelvo a un encuentro de voluntariado de AS…. y todo esto, sabiendo que va a cambiar. Y pudo ser aquella lady de quien inhalé aires de grandeza. Una derrota más, y otra, y otra, y otra… las mujeres se van, los amigos siempre se quedan, y no tengo duda que yo tengo los mejores. Coraje y esperanza.
Canción para hoy: «Soltando lastre», Loquillo y Trogloditas

Un comentario

  1. la cercanía de los sueños eternamente anhelados puede hacer que la vorágine del exceso rompa con los ideales y esperanzas que los infundaban.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.