Es probable, no, es mejor, es seguro que después de leer este artículo muchos de ustedes me critiquen ferozmente y me tilden de catástrofista, antiespañol, de listillo o prestidigitador y no les faltará razón, estoy cerciorado. Y es que yo soy uno de los cuarentaycinco millones de españoles que juega a seleccionador y seguro que según cada uno, nuestro equipo es el mejor.
Que más quisiera yo que nuestro equipo nacional de fútbol repitiera el título europeo! Entrar el la historia al enlazar tres títulos consecutivos! Pero como cronista de la realidad me gusta hacer una previsión para que no se me juzgue de ventajista. Aquí va mi argumento:


España es la mejor selección nacional. No hay duda. En cuanto a talento es la fusión más contundente de la calidad y la entrega que España nunca tuvo. En todas las posiciones sus jugadores están entre el escalafón de estrellas, además de contar con dos de los mejores jugadores españoles de toda su historia (Xavi y Puyol), tiene un buen entrenador y tiene hambre e ilusión. Pero en el deporte, llegar no es lo imposible pero mantenerse es casi inverosímil y este equipo lleva cuatro años gestionando exitos. Ahora es el rival a batir sin remisión y el resto de rivales varían sus estrategias contra nuestro equipo. España además ejerce una presión sobre el entorno futbolístico enorme y en ocasiones inhumano, especialmente sobre algunos jugadores y el entrenador.
Sobre el gran Vicente Del Bosque me gustaría apuntar su continua inteligencia en dejarse llevar por las novedades que introducen los entrenadores de los equipos españoles y en especial de Guardiola. Si al inicio de su mandato supo gestionar de maravilla el periodo de tránsito igualmente lo hizo con la idea futbolística. Siguió la senda del ingeniero de esta idea futbolística llamada España: que la tengan los bajitos. Posteriormente ubicó al siete de España en el costado izquierdo, imitando su posición el Barça. En partidos fue capaz de jugar con Silva de Messi y recientemente le hemos visto con defensa de tres. Es decir, sin copiar literalmente movimientos si que engrana al equipo en función de las novedades en el Futbol Club Barcelona. Todas ellas son fenomenales, a excepción de arrojar a Villa a la banda. No me gusta lo que hace Guardiola y por ende, no me gusta lo que sucede en España. Pero a Del Bosque le doy un sobresaliente como seleccionador, y eso que otro factor por el que la selección no va a ganar es la pésima concentración que va a hacer. Un factor capital para la buena armonía pero con la chapuza de la final de Copa, España no va a preparar el torneo en las mejores condiciones.
Dicho esto, cada uno tenemos un equipo. Yo tengo decidido 22 de los 23 jugadores que a mi criterio deberían acudir al torneo y casi son los mismos que los que quedaron campeones en Sudáfrica. Con matices.
Mi equipo nacional sería el siguiente:
Porteros: Iker, Valdés y Reina
Defensas: Arbeloa, Ramos, Piqué, Puyol, Albiol y J. Alba
Medios defensivos: Sergio, J.Martinez (esta es la duda más brutal que tengo)
Medios ofensivos: Xavi, Cazorla, Xabi, Thiago (otra duda confesable)
Medios puntas: Silva, Mata, Navas, Iniesta, Cesc
Delanteros: Villa, Llorente y Torres (sin duda ninguna)
Me queda el jugador 23 que bien podría ser un defensa o un medio ofensivo que permitiera mover el puzzle con J. Martinez de central.
Y mi alineación tipo no tiene dudas ninguna y es la siguiente:
Iker; Ramos – Piqué – Puyol – J.Alba; Sergio – Xabi – Xavi; Iniesta – Silva – Villa