España se rompe. Esta frase que suscribe el arriba firmante la utilizó durante la época zapaterista el Partido Popular para hacer su activa campaña electoral en pos de contribuir a la fractura social que alentara a los conservadores hacia el poder del gobierno. Una vez que han llegado al gobierno asistimos, ahora sí, al resquebrajamiento fulgurante de España como modelo social y de bienestar.
Esto si, es romper España, es ahondar la brecha entre los que más tienen y los que menos. Y cada medida, cada apretura de tuerca como dice el gobierno no se debe a ,como quieren hacernos ver, medidas impuestas por Europa. Son medidas impuestas por la terrorífica corriente neoliberal conservadora de Alemania que apoyan los españoles (conservadores, aclaro). El eufemismo de reformas o medidas exigidas llevan el sello del cambio de modelo que quieren, desean y están haciendo los liberales españoles, los traidores del Partido Popular.
Las ideas son las que llevan a los hombre a efectuar sus hechos. Ya sean ideas políticas, profesionales, sociales, económicas. De toda índole. Y el Gobierno de España alienta todas sus medidas dentro de la imparable corriente conservadora que sustenta el gobierno de Rajoy. Es decir, en mi opinión, en vez de tomar otras medidas que pueden provenir de otras corrientes ideológicas Rajoy, Santamaria, Cospedal y compañía se escudan en que son recetas enviadas desde Bruselas. No. Las envía Bruselas porque allí conviven igual los conservadores con el gobierno. Conclusión. Europa quiere un sistema donde el capital predomine sobre todo lo demás.
Protegen los grandes capitales, a los grandes banqueros a costa de que tú y que yo suframos trágicos tijeretazos. Rajoy a preferido dar dinero a los bancos antes que destinarlo a la Educación de nuestros niños y a la Investigación en nuestro país. Prefiere colar por la alcantarilla unos euros con una amnistía fiscal en vez de reformar de una vez por todas ese sistema y cobrar mucho más a los que más tienen.
Y lo que está en todas las corrientes políticas también lo ha hecho: mentir. A sus votantes y a toda España. La ideología del poder puede con todos los valores.
Que no te engañen, no te dejes engañar. No es cierto el tópico “es lo que hay que hacer”. No! Se puede hacer de otra manera, otro mundo más justo es posible. Un país más prospero, honesto y transparente es posible.